«Más humano, más espiritual» Entrevista a Jorge Ostos

Jorge Ostos Libro

Jorge Ostos es un escritor venezolano, miembro de la Iglesia ortodoxa, al que conocí gracias a un artículo sobre las Teorías de la Expiación que se encontraba en su blog. Tiempo después nos topamos en redes sociales y -aun cuando transitamos por distintas veredas- comenzamos un diálogo amistoso respecto a la teología, la vida cristiana y la historia de la Iglesia.

A días de que sea el lanzamiento de su segundo libro, tuve la oportunidad de entrevistar a Ostos acerca de está nueva publicación y sobre su vida cristiana.

Tu primer libro fue «Eskhatos» que aborda el tema de la esperanza cristiana, hoy estás promocionando «Más humano, Más Espiritual», ¿Cuáles son las​ ​motivaciones que te llevaron a escribir estos dos libros?

Principalmente “Eskhatos” fue el producto de varios años de estudios y lecturas. Comenzando por estudios patrísticos, pasando por la teología medieval, y sin dejar de consultar a los más importantes teólogos de los últimos tres o cuatro siglos, logré crear una especie de compilación de varias corrientes, y desde mi perspectiva ortodoxa, producir una reflexión de 197 páginas sobre el tema de la esperanza cristiana. Y he allí el tema principal de “Eskhatos” y la razón por la que decidí publicarlo: la esperanza cristiana.

EskathosLamentablemente, cuando se abordan temas escatológicos, se tiende a enfatizar lo “misterioso”. Las personas se centran en la predicción del futuro; mientras que se omite o se guarda mucho silencio ante el centro de la escatología cristiana: la esperanza. Con “Eskhatos” quise compartir la inquietud que tenía sobre la centralidad de la esperanza e intentar hacer reflexionar a los lectores con respecto a eso.

Es cierto que sí desarrollo varios interesantes temas escatológicos como lo es el cielo, el infierno, el purgatorio, la inmortalidad, la vida eterna, entre otras cosas; no obstante, no pierdo de vista en ningún momento la eterna esperanza que todos tenemos en Cristo Jesús, y que de principio a fin, y más allá de la eternidad es Él la fuente de nuestra esperanza. Y, sinceramente, lo mismo hice con mi nuevo libro “Más Humano, Más Espiritual”.

«Más humano, Más Espiritual» es tu nuevo libro ¿Qué abordas en él? ¿Por qué ese título?

Mientras que en mi libro anterior me dedico a temas teóricamente escatológicos y sobre un estado futuro, en “Más Humano, Más Espiritual”, la perspectiva es completamente práctica y ​enfocada al hoy.

Es un libro en donde fui muy sincero y abrí mucho mi corazón ante el lector, por lo que comento algunas vivencias y cosas personales.

Soy una persona que considera imposible separar la teología de la práctica. Es decir, no puedo ser un buen teólogo (teoría) si no tengo una espiritualidad (práctica). Porque, si la teología es una tarea espiritual, entonces el teólogo debe ir más allá de una espiritualidad teórica. Es por esto que considero que, hacer teología debe llevarte al despegue del mundo, a la iluminación del amor, y a la unión con Dios.

En “Más Humano, Más Espiritual” desarrollé lo que yo mismo he llamado “un libro en reversa”. Esto porque comienzo hablando de lo que comúnmente llamamos “cielo”, para luego -habiendo partido de una correcta concepción de ese estado futuro- hacer un desarrollo de la vida cristiana que deberíamos tener hoy. Por eso, abordo temas como la misión del cristiano como individuo y del cristiano como comunidad: la misión de la Iglesia, algunas reflexiones políticas, sociales, la No-violencia, el Reino de Dios, entre otros.

Confieso que el título ya ha generado cierta controversia. Muchas personas han reaccionado ante él, algunos de manera negativa, otros más bien han quedado fascinados por el mismo. Pienso que no nos hacemos más espirituales al hacernos menos humanos, y eso podría ser una de las principales premisas sobre las cuales se basa mi nuevo libro. La verdad es que muchos cristianos hemos olvidado lo que es ser humano, y ser humanos, como Cristo lo fue, es para lo que estamos llamados. Ser más como Jesús. Es fácil confundir la propensión al mal que vive en nuestra naturaleza, con nuestra humanidad. Pero ser humano, es estar conectados con nuestro Creador y conectados entre nosotros. El hecho que Dios nos creara como humanos, implica que somos creados para amar y ser amados. En Jesús tenemos el ejemplo perfecto de lo que un humano es realmente.

Como autor y escritor de literatura cristiana ¿Cuál es la posición desde donde escribes? ¿A quiénes quieres llegar con tus escritos?

La verdad no soy un escritor experimentado. Me dedico a escribir principalmente en mi blog, y me hace muy feliz saber que el Señor toca los corazones a través de algunas publicaciones allí. Mi ruego, es que así mismo, el Señor por medio de mis libros también pueda obrar en aquellos que los leen. Creo que siempre me baso en la naturaleza amorosa, bondadosa y misericordiosa de Dios para escribir. Entiendo que Dios es amor, y de allí reflexiono, medito, contemplo, y finalmente escribo. Escribo desde la teología espiritual, si se puede llamar así.

Quiero llegar a todo aquel que esté necesitado, aún si no es creyente. Toda persona que haya olvidado que Dios es bueno, que Dios nos ama, que Dios no se ha ido, que Dios es misericordioso, y que Dios ama a la humanidad. Una de las cosas que deseo -como escritor de literatura cristiana​- es que así como el Señor me hace reflexionar cada día, de igual manera otros lo hagan (claramente cada uno a su modo particular).

En un momento de tu vida pasaste desde el protestantismo a la ortodoxia oriental ¿Qué te llevó a emprender este viaje?

Jorge Ostos
Jorge Ostos

¡Wow! Es una pregunta interesante. Es una pregunta como para escribir un libro, algo como “Mi viaje espiritual” (risas).

Cuando una persona se convierte al cristianismo desde joven (como en mi caso lo fue), por lo general no son enseñados más allá de la denominación en la que se hayan convertido. Sumado a esto, el cristianismo moderno carece gravemente de un conocimiento histórico con respecto al cristianismo, y su desarrollo desde el tiempo apostólico. ​Yo fui un ejemplo de esto, pues pasé aproximadamente 10 años de mi vida, siendo un cristiano dentro de una denominación, y pensando que no había nada más allá de allí, ni de las cuatro paredes del local de mi iglesia. Tristemente se me enseñó que todos los demás llamados cristianos no estaban en la verdad por no ser de esa denominación. Es allí donde, después de tantos años, reflexionas en que algo anda mal. Y posiblemente allí comenzó mi viaje.

Es claro, y no puedo negar la necesidad de un guía espiritual, del estudio de la historia de la Iglesia, de los santos Padres de la Iglesia, de la Santa Tradición, en general, estudiar desde una cosmovisión más amplia, todo el desarrollo histórico de los seguidores de Jesús.

¿Crees qué es necesario que los cristianos​​ en occidente conozcamos la tradición oriental?

​Naturalmente lo creo. ​Veámoslo de la siguiente manera, aunque nunca las analogías son perfectas.

Mi abuelo tuvo dos hijos. Uno es mi papá, y el otro es mi tío. Mi papá me tuvo a mí y mi tío tuvo a mi primo. Yo tuve un hijo y mi primo tuvo otro. Luego, yo tuve un nieto, al igual lo tuvo mi primo. Si mi nieto -por ejemplo- ama realmente a mi abuelo y quiere conocer las costumbres, las reglas que tenía, la historias y vivencias que experimentó, aún quiere saber qué canciones tocaba en el piano, él (mi nieto) debe tomar en cuenta la vida y todo lo que tenga conexión con mi hijo, conmigo, con mi papá hasta llegar a mi abuelo. Él no puede simplemente omitir, ignorar e incluso despreciar las experiencias que tuvo mi papá, que tuve yo, y probablemente que tuvo mi hijo con el abuelo. Es más, mi nieto no puede ignorar las vivencias y experiencias que tuvo mi tío, mi primo y sus descendientes. Ahora imaginemos ésta escena con cientos y miles de hijos más.

Los cristianos occidentales necesitan conocer la tradición oriental, no solamente porque somos la misma familia, sino que ellos representan la cuna del cristianismo. La verdad, como occidentales tenemos muchísimo que aprender de Oriente, y mucha arrogancia egoísta y exclusivista en Occidente debe ser destruida.

¿En qué puede ser beneficiado alguien de tradición protestante -o evangélica- con conocer la tradición ortodoxa oriental?

En muchos sentidos. Puedo mencionar algunas como por ejemplo en la espiritualidad. Occidente ha sido invadido por un pensamiento lógico, filosófico, intelectual y científico. La Ilustración es un gran ejemplo de ello. Esto ha afectado considerablemente el pensamiento cristiano en Occidente, para ser más específico: el pensamiento católico romano y el protestante.

Quizá cabría mencionar el impacto del movimiento llamado Pentecostalismo desde sus inicios hasta nuestros días. Posiblemente, porque tal movimiento dejó de centrarse en la iluminación intelectual para centrarse -quizá de manera exagerada, pero válida- en la iluminación espiritual y mística. En Oriente, y específicamente nosotros los ortodoxos, hemos mantenido viva la llama de la espiritualidad. Por ejemplo: la meditación, el silencio, la contemplación, el ascetismo, la oración continua, la caridad, el ayuno (la Iglesia Ortodoxa pasa gran parte del año ayunando), entre otras cosas. Es por eso que mencionaba anteriormente la espiritualidad de la teología.

Por otro lado, la herencia histórica que tiene la Iglesia Ortodoxa puede beneficiar en gran manera a la tradición protestante, que lamentablemente por querer alejarse y desvincularse de los errores y corrupciones de la Iglesia de Roma, quizá se alejaron demasiado a un extremo distinto.

¿Por qué un evangélico debería leer “Más Humano, Más Espiritual”?

Un evangélico puede y considero que debería leer mi libro “Más Humano, Más Espiritual” porque es un libro centrado en Jesucristo y Su obra. Cristo Jesús es la Cabeza de la Iglesia. Cristo Jesús es la fuente de los cristianos. Los evangélicos son parte del cuerpo de Cristo, al igual que los ortodoxos. Tenemos una misma Cabeza. Es un libro que comienza hablando de quién es Cristo y qué hizo por los hombres, se desarrolla diciendo cómo Cristo ha sido nuestro ejemplo y debe ser el modelo a seguir, y termina diciendo cuánto amor nos ha mostrado y muestra Dios a través de Jesucristo todos los días. Creo que si un evangélico escribe un libro así, yo lo leería y recomendaría… la verdad lo hago siempre.​

Entender el cristianismo desde el amor, como propones, ¿Puede ayudarnos a mirar a Cristo aún en medio de nuestras grandes diferencias doctrinales?

Definitivamente. El cristianismo cree y tiene por Deidad a un Dios de amor. Un Dios que ama a los justos y es misericordioso con los pecadores. Es un Dios que ama tanto al mundo, que actuó para mostrar Su bondad entregando a Su Hijo. Es un Dios que por naturaleza es amor.

Pienso que las diferencias doctrinales son debido a lo que el apóstol san Pablo dijo acerca de que, todavía no vemos las cosas claramente. Es como si estuviéramos mirando a través de una niebla. Pero no pasará mucho tiempo antes de que el clima se aclare y el sol brille. Entonces allí veremos todo, veremos todo tan claramente como Dios nos ve, conociéndolo directamente tal como Él nos conoce. Pero si entendemos la naturaleza del amor de Dios, lo que haríamos -y deberíamos hacer- es tomar la mano del hermano y seguir juntos adelante, para que si alguno tropieza en medio de la niebla, en amor ayudarle y animarle a seguir. Y esto, independientemente de las diferencias doctrinales que puedan tener. Su meta, y Cabeza es Uno.

¿Algunas palabras finales a los lectores de este blog?

Como seres humanos, no fuimos creados para el mal sino para el bien, no para la indiferencia sino para amar. Somos libres de ser espiritualmente humanos y humanamente espirituales. ¡Fuimos creados para ser seres humanos en el sentido más pleno y eso nunca cambiará!

Te invito a que puedas leer este nuevo libro,y éste sea de liberación y edificación para ti, y que te haga ser más humano, más espiritual.


El libro «Más humano, Más espiritual» será lanzado el día 31 de mayo del presente año por Editorial Kerigma. Si quieres solicitar más información al respecto, puedes visitar el website de Jorge Ostos.

 

– J.P. Zamora

Un pensamiento en “«Más humano, más espiritual» Entrevista a Jorge Ostos

  • 10 de agosto, 2018 at 9:16 pm
    Permalink

    ¡Muy interesante! Por su puesto que lo quiero leer, para recomendarlo también. Considero que a los occidentales nos falta esa experiencia espiritual que es en todo tiempo fuera de un edificio, así que mis mejores deseos para el autor.

    Reply

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.